Make your own free website on Tripod.com

MI CIUDAD. Su Historia y su Gente

Haga clic para ampliar
Bandera
del
Estado Zulia

Maracaibo.

Lago de Maracaibo visto desde el Parque "Vereda del Lago" al amanecer.

En esta sección dedicada a la ciudad de Maracaibo, se demostrará que persisten en los sectores más antiguos, las raices hispano-indígena-negroide y que el "sifrinismo" y "bendayanismo" (refiriéndose a Amador Bendayan) del que nos habla Rutilio Ortega no ha mermado la identidad regional en las mayorías.

"Que si se matan nuestros valores es para dominarnos mejor. La conquista de un conglomerado humano es más fácil y se torna irreversible sí se le convence de su inferioridad, y de la bondad y superioridad del amo, del invasor".

Para el venezolano de hoy, los valores culturales (hasta los cánones de belleza) se rigen por modelos extraños.

Venezuela ha sufrido una paulatina y progresiva descerebración, que no es casual porque se trata de una desvalorización de lo nuestro con fines de dominación".(1984)(*)

"Se nos plantea, de acuerdo con su visión del asunto, día a día y hasta la saciedad, explícita o implícitamente una sobrevaloración de las formas de vida y de las pautas culturales norteamericanas,

Este proceso corre paralelo a otro de descalificación que sufre nuestra herencia étnico-cultural de pueblo mestizo de raíz hispano-indígeno-negroide.

El resultado, según el historiador, es evidente y desolador: no solamente tenemos un pueblo masa, sin conciencia de futuro, incapaz de sobrepasar los intereses inmediatos, sino que estamos frente a un venezolano que sufre de un profundo complejo de vergüeza étnica y cultural, avergonzado de su raíz, de su historia, de su color, de su cultura.

Las manipulaciones ideológicas de Norteamérica, aunado a la complicidad de nuestros gobernantes, élites económicas, políticas y culturales, han provocado la convicción en nuestra gente de que 'sólo el mundo anglosanjón es creador y, por ende, superior'.

Y plantea que 'la decadencia espiritual', el sifrinismo y el 'bendayanismo' (refiriendose a las pautas emanadas a través de la televisión nacional por un conocido programa de variedades conducido durante muchos años por Amador Bendayan) de lo venezolano son tan evidentes que incluso ha alertado y alarmado a aquellos que tienen responsabilidad directa en ello.(*)

Actualmente existe una nueva interpretación de la historia, y en nuestro caso de la Historia de Venezuela y del Zulia. La concepción eurocentrista que manifiesta la historiografía tradicional donde la Historia de Venezuela y del Zulia (en esta sección de Maracaibo), comienza con la llegada de Colón y Ojeda respectivamente, está desechada en el estudio de la Historia en la Universidad del Zulia.

A este respecto nos comenta Alfredo Tarre Murzi:

"Los descubridores no hicieron otra cosa que cubrir y avasallar la cultura autóctona, según los interpretes de la nueva escuela histórica. Es la tesis del historiador y antropólogo de la Universidad Central Esteban Emilio Mosonyi. En libros y artículos, este investigador moderno de la vida prehispanica en Venezuela ha negado la validez del término 'descubrimiento', como punto de partida para la conquista de un nuevo Continente por potencias europeas.

La nueva escuela, representada en el Zulia por el Centro de Estudios Históricos y la Facultad de Humanidades y Educación de la Universidad del Zulia, está haciendo aportes singulars e importantes para esclarecer la historia regional, como lo revelan sus periódicos coloquios y publicaciones. Esa nueva escuela reacciona en favor de Monsoyi con respecto al mito colombino y al mito hispánico en el proceso colonial venezolano. Monsoyi afirma que hay un resquebrajamiento de la concepción mítica de la historia americana, como algo de alcance liberador. 'Negar el descubrimiento como tal -dice- y no la naturaleza o la consecuencia de la acción de Colón, es tan sólo la reinvidicación de una verdad histórica inconmovible.'

La nueva escuela señala que solamente América ha tenido que cargar con el estigma del llamado 'descubrimiento', ya que sus propios habitantes indígenas carecian de las cualidades necesarias para reconocerse a sí mismos, como parte integrantes de las tierras que habitaban. Monsoyi rechaza la mentalidad colonialista, que todavía impera en Venezuela y otra nacinaes americanas, según la cual los aztecas, los incas, los caribes y arahuacos no entraron en la categoría privilegiada de pueblos 'históricos', antes de convertirse -ellos mismos- en descubridores de personajes como Colón, Vespucci, Cortés, Pizarro y de las huestes que los acompañaban. Es la falsificación de la historia, denunciada por la nueva escuela.

Para ellos hay un patrimonio aborígen y arqueológico que debe prevalecer, como legado de la cultura precolombina. Un patrimonio que ha sobrevivido y le da un rasgo especial a nuestra identidad cultural y a la especificidad americana".(**)

Los historiadores tradicionales como Besson, comienzan la Historia del Zulia en el año 1499, con la llegada (no descubrimiento) al Lago de Maracaibo. Tarre Murzi, Ocando Yamarte y Gómez Espinosa inician la Historia del Zulia con las milenarias culturas aborígenes.

Nuestros docentes activos de Preescolar y Básica no pueden seguir de espaldas a esta nueva óptica, no puden seguir en sus aulas aplicando conceptos como "Día de la Raza", "Día del Descubrimiento", "Pre-historia". Estos conceptos ya superados no existen en la nueva escuela histórica. Melba Flen-bers


 

(*)Rutilio Ortega. (2004)"Historia e Identidad Zuliana. Testimonios 1979- 2000", págs. 33-34

(**)Alfredo Tarre Murzi.(1986) "Biografía de Maracaibo", pág. 46

Han visitado esta página

veces

Bandera de la República Bolivariana de Venezuela